Oración de abril 2014

Oraciones para que se manifieste la Presencia  (el Fuego)  de Dios en Guatemala  y en la vida de los guatemaltecos:

Dios Fuerte y Poderoso. Tú, oh Jehová eres nuestro padre; nuestro Redentor, perpetuo es tu nombre.  ¡Oh, si rompieses los cielos, y descendieras, y a tu presencia se escurriesen los montes, como fuego abrasador de fundiciones, fuego que hace hervir las aguas, para que hicieras notorio tu nombre a tus enemigos, y las naciones temblasen a tu presencia! ¡Quien no te temerá y glorificará tu nombre porque Tú eres excelso sobre todos.  Sí, a tu Presencia los montes y los collados tiemblan y los enemigos espirituales huyen.  (Isaías 63: 16; Isaías 64:1-2)

Tú, bendito Señor, ibas delante de ellos (del pueblo de Israel) de día en una columna de nube para guiarlos por el camino, y de noche en una columna de fuego para alumbrarles, a fin de que anduviesen de día y de noche. Dios bendito, has enviado al Espíritu Santo,  para que en el presente, nos guíe de día y de noche.  Él siempre está con nosotros y Él nos guía a toda verdad porque no habla por su propia cuenta, sino que habla todo lo que oye de Dios, y nos hace saber las cosas que habrán de venir.  (Éxodo 13:21; Juan 16:13)

¡Lámpara es a mis pies tu Palabra y lumbrera a mi camino! Porque la nube de Jehová estaba de día sobre el tabernáculo, y el fuego estaba de noche sobre él, a vista de toda la casa de Israel, en todas sus jornadas.  Me tomaste de la mano derecha.  Me has guiado según tu consejo, me haces entender y me enseñas el camino en que debo andar.  Gracias porque sobre mí has fijado tus ojos y Tú eres esa voz a mis espaldas que me dice: Este es el camino, andad por él; y no echéis a la mano derecha,  ni tampoco torzáis a la mano izquierda.  (Éxodo 40:38; Salmo 73:23-24; Isaías 30:21)

Si tu pueblo saliere a la guerra contra sus enemigos espirituales, por el camino que Tú les enviares, y oraren a ti, Tú oirás desde los cielos su oración y su ruego, y ampararás su causa.  Ahora, pues, oh Dios mío, te ruego que estén abiertos tus ojos y atentos tus oídos a la oración en este lugar.  Sea grato a ti nuestro clamor por la paz de la nación, nuestra oración por tu misericordia para todos los guatemaltecos, que fuego salga delante de Ti y consuma nuestro holocausto sobre el altar, para que

viendo tu poder todo el pueblo, alabe y se postre sobre sus rostros delante de Ti. (2 Crónicas 6:34; Levítico 9:24)

Porque este Dios es Dios nuestro eternamente y para siempre;  Él nos guiará aún más allá de la muerte. Te reconocemos en todos nuestros caminos y Tú enderezas nuestras veredas.  Nos haces caminar por sendas de justicia por amor a tu nombre.  Así has guiado a tu pueblo desde siempre, así era continuamente: La nube lo cubría de día, y de noche la apariencia de fuego.  Delante de nosotros cambias las tinieblas en luz, y lo escabroso en llanura.  Estas cosas haces por nosotros, y no nos desamparas.  (Salmo 48:14; Números 9:16; Isaías 42:16)

¡Solamente Jehová es Dios!  Ese es el significado del nombre Elías;  el profeta que desafió a los profetas de Baal cuando les dijo: Invocad luego vosotros el nombre de vuestros dioses, y yo invocaré el nombre de Jehová; y el Dios que respondiere por medio de fuego, ése sea Dios.  Y todo el pueblo respondió: Bien dicho. ¡Entonces cayó fuego de Jehová, y consumió el holocausto, la leña, las piedras y el polvo, y aun lamió el agua que estaba en la zanja! Así es nuestro Dios, fuego consumidor de todo lo que no proviene de Él.  ¡Que el fuego de su presencia y el poder del Altísimo nos cubran con su sombra!  Amén. (1 Reyes 18:24 y 38; Lucas 1:35)

Cantad a Dios, cantad salmos a su nombre; exaltad al que cabalga sobre los cielos.  Jehová es su nombre; alegraos delante de Él.  Alzaos vosotras, puertas eternas, y entrará el Rey de Gloria.  ¿Quién es este Rey de gloria?  Jehová el fuerte y valiente, Jehová el poderoso en batalla. Él va delante de nosotros. Señor, abre nuestros ojos espirituales para que podamos ver, como Eliseo, que el monte está lleno de gente de a caballo y de carros de fuego a nuestro alrededor, carros de fuego delante de nosotros.  ¡Aleluya! (Salmo 68:4-6; 2 Reyes 6:17)

Rebosa mi corazón palabra buena, dirijo al rey mi canto, mi boca se llena de alabanza: Señor Jesús, eres el más hermoso de los hijos de los hombres, la gracia se derramo en tus labios; por tanto Dios te ha bendecido para siempre.  Ciñe tu espada sobre el muslo, oh valiente con tu gloria y tu majestad.  Cabalgas sobre palabra de verdad, de humildad y de justicia.  Cuando declaramos tu gloria, desciende fuego de los cielos, y consume nuestro holocausto, suba delante de ti nuestra adoración, como ofrenda de la tarde y la gloria de Jehová llene la casa.  (Salmo 45:1-4; 2 Crónicas 7:1)

¡Bendito el rey que viene en el nombre del Señor; paz en el cielo, y gloria en las alturas! Bendito sea el Señor que cada día nos colma de bendiciones, que abreva nuestra alma en las corrientes de su Palabra.  Cada día te muestras a nosotros con nuevas misericordias, abres tu mano y nos sacias.  Nunca se aparta de nosotros tu Presencia porque en El vivimos, y nos movemos, y somos.  Tal y como en el tiempo que relata el Libro de Éxodo: Nunca se apartó de delante del pueblo la columna de nube de día, ni de noche la columna de fuego.  Ciertamente, ¡Tu presencia va con nosotros y nos da descanso!  (Lucas 19:38; Hechos 17:28)

Aviva tu obra en medio de los tiempos, en medio de los tiempos hazla conocer.  Apresura tu Palabra y derrama de tu Espíritu sobre toda carne, para que nuestros hijos y nuestras hijas profeticen, para que nuestros jóvenes vean visiones y nuestros ancianos sueñen sueños.  Sobre tus siervos y tus siervas derrama de tu Espíritu y profetizarán.  Señor, haz prodigios arriba en el cielo, y señales abajo en la tierra, sangre y fuego y vapor de humo antes del día del Señor.  Gracias por tu promesa que dice que en ese tiempo, todo aquel que invocare el nombre del Señor, será salvo.  Esperamos el cumplimiento de tu buena voluntad.  Amén.   (Hechos 2:17-21)

Tú eres el Alfa y la Omega, el principio y el fin, el primero y el último.  Todo fue constituido por ti y para ti, todo lo creaste de lo que no se veía.  ¡Eres incomparable, oh Dios! Estoy maravillado y mi alma lo sabe muy bien.   Te apareciste a Moisés en una llama de fuego en medio de una zarza y la zarza ardía en fuego, y la zarza no se consumía y esto fue por señal que habías visto la aflicción de tu pueblo y habías oído su clamor y sus angustias.  Sé propicio Señor, a Guatemala, y manifiéstate en medio de nosotros con tu poder y con tu gloria, con tu fuego que nos refine y santifique.  Y que, como la zarza, no seamos consumidos.  (Éxodo 3:2;  Hebreos 11:3; Apocalipsis 22:13)

De mañana te buscamos y rogamos a ti, Dios Todopoderoso,  presentándonos como un sacrificio vivo y agradable.  El fuego encendido sobre el altar no se apagará y sobre él se quemarán los sacrificios de paz, dice tu Palabra.  Hoy presentamos sacrificio de alabanza y adoración a ti.  Hoy presentamos sacrificios de gratitud.   Hoy presentamos sacrificios de obediencia.  Ciertamente el obedecer es mejor que los sacrificios, y el prestar atención a tu Palabra, es mejor que la grosura de los carneros. Por eso, Dios nuestro, hoy decidimos caminar en obediencia a tus estatutos y mandamientos como nuestro mejor sacrificio.   (Job 8:5; Levítico 6:12; 1 de Samuel 15:23)

Sólo Él es mi roca y mi salvación.  Es mi refugio, no resbalaré.  En Dios está mi salvación y mi gloria;  en Dios está mi roca fuerte y mi refugio. En Dios haremos proezas, y él hollará a nuestros enemigos espirituales, porque de él es nuestra esperanza.  Él nos ha mostrado su gloria y su grandeza, y hemos oído su voz de en medio del fuego, y hoy oímos la voz del Espíritu Santo que nos guía a toda verdad, que nos recuerda los dichos de Jesús y que convence al mundo de pecado, de justicia y de juicio.  ¡¡Él está con nosotros!! (Salmo 62:6-7; Deuteronomio 5:24; Juan 16:8)

Te pedimos que tu unción y tu presencia se muevan como un viento quieto y apacible en toda la extensión territorial guatemalteca.  Qué tu Espíritu Santo se derrame sobre esta nación desde el norte hasta el sur, y desde el oriente hasta el occidente, y que todo guatemalteco que no te conoce se vuelva a ti de todo corazón.  Clamamos por los que te conocemos, que el fuego del avivamiento llene nuestros corazones para que nos volvamos de nuestros malos caminos, y nos entreguemos y consagremos a ti total y completamente.  Amén.  (1 de Reyes 19:12; Hechos 2:16-18) 

Nota:
El fuego:   Se usa el término para comunicar la idea de la presencia de Dios, quien es “Fuego Consumidor”  (Dt. 4:24).  “Él Angel de Jehová” se apareció a Moisés “en una llama de fuego en medio de una zarza” (Éx. 3:2).  Dios guío al pueblo de Israel de noche “en la columna de fuego” (Éx. 13:21; Nm.14:14). El Señor Jesús es el que bautiza “en Espíritu Santo y fuego” (Mt. 3:11).  Nota tomada de “Nuevo Diccionario de la Biblia” Editorial Unilit página 410.  Ω

JESUS ES SEÑOR DE GUATEMALA
www.clamemos.com

si se humillare mi pueblo, sobre el cual mi nombre es invocado, y oraren, y buscaren mi rostro, y se convirtieren de sus malos caminos; entonces yo oiré desde los cielos, y perdonaré sus pecados, y sanaré su tierra.

- 2 Crónicas 7:14

¿Cómo orar?

firefoxOrar es “ponerse de acuerdo para que se haga la voluntad de Dios”, esto nos dice Watchman Nee en su libro Oremos. Aunque muy breve, consideramos muy apropiado este pensamiento, por cuanto el verdadero significado de la oración es orar por el cumplimiento de la voluntad de Dios. Bajo este pensamiento, vemos que orar es mucho más que hablar con Dios. Orar es: Proclamar la santidad, soberanía, reino y señorío de nuestro Dios Acercarse a Dios buscando: Ser transformados a la imagen de Cristo; su dirección para nuestras vidas; su provisión a nuestra necesidad, y su bendición en todo. Influir para que la mano de Dios se mueva a favor de otros: nuestra familia, el ministerio, la iglesia, la nación, etc.

Versículo del Mes

Mientras la tierra exista, habrá siembra y cosecha, frío y calor, verano e invierno, y días y noches.
Génesis 8:22


» Descargar boletín ABRIL 2014 (pdf)

Sitio Web

Si necesita alguna oración en particular de nuestro listado, por favor visita www.clamemos.com/oraciones

Síguenos en Facebook, haz click AQUI!